Provincial SP

Las más caras

La mayoría de los partidos pide sacar el voto electrónico, pero el Gobierno lo mantendría

El 19 de noviembre de 2019, tras las elecciones más atomizadas, personalistas y confusas que se recuerden en Salta, la Cámara de Diputados aprobó un proyecto para reemplazar al voto electrónico con la boleta única de papel y derogar las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) a partir de las elecciones de 2021.
Transcurrido un año desde la media sanción, y planchado en la Cámara Alta, el proyecto de ley quedaría desactivado en los próximos días.
En las últimas semanas el Senado convocó una ronda en la que la gran mayoría de las fuerzas políticas volvió a pronunciarse por la eliminación del sistema de votación que la Provincia mantuvo privatizado, desde 2009, a través de sucesivos acuerdos con Magic Software Argentina (MSA). Pese a todos los cuestionamientos, la empresa que preside Sergio Angelini se aseguraría otra jugosa contratación en Salta, porque el ministro de Gobierno, Ricardo Villada, manifestó ante senadores que la postura del Ejecutivo es suspender transitoriamente las PASO y mantener el voto electrónico en el próximo turno electoral.

Tapones de punta

“Si se mantiene el voto electrónico ante las circunstancias actuales, y contra la expresión mayoritaria de las fuerzas políticas, pocas dudas quedarán de que existe un negociado político y económico”, sostuvo Jesús Ramón Villa, diputado del Frente para la Victoria y uno de los impulsores de la derogación del voto electrónico y las PASO. “Con la boleta única de papel Salta no solo avanzaría hacia un sistema mucho más transparente y confiable, sino que se ahorraría $400 millones en cada elección”, precisó el legislador de Rivadavia. Villa aseguró que, a estas alturas, el voto electrónico es insostenible. “Cuando un sistema electoral pierde la confianza del ciudadano no tiene vuelta atrás”, añadió.

Costoso y obsoleto 

Lucas Godoy, diputado nacional del Frente de Todos, también planteó que “el voto electrónico debe ser dejado de lado”, pero fundó su posicionamiento en otros factores. “Es un sistema que ya en su momento quedó obsoleto, tanto por el software ofrecido como por la limitada capacidad de las máquinas. Todo el sistema electoral debe adecuarse a lo que entra o no en una pantalla, por lo que el acto democrático se restringe a un hardware y no a una propuesta electoral”, argumentó. 
Godoy subrayó que “el costo es otro motivo de peso para dejar de lado el voto electrónico”. Dijo que, con todos los indicadores sociales y económicos agravados por la pandemia, “hay que ser muy eficientes y evitar costos en un sistema que, además, no ofrece mayores virtudes que otras herramientas de votación recomendables”, puntualizó.
Para Godoy, las actuales circunstancias imponen “avanzar hacia la boleta única de papel”, aunque la modalidad utilizada en Santa Fe y Córdoba, a su entender, “no potencializa los proyectos políticos y las propuestas partidarias”. En este contexto, el legislador nacional se expresó a favor de suprimir las PASO y unificar la elección provincial con la nacional. 

Poco confiable 

Silvia Varg, diputada provincial de Salta tiene Futuro, sostuvo que “el voto electrónico no puede ser más un intermediario válido entre el ciudadano y la democracia”. La legisladora capitalina advirtió que en los últimos años “siempre estuvo cuestionado y despertó sospechas” entre diferentes fuerzas políticas y en el propio electorado. “Por eso aprobamos la implementación de la boleta única de papel, pero ahora cambiaron de idea y quieren mantenerlo”, cuestionó. 
Varg señaló que “el voto electrónico es un sistema poco confiable que ha sido derogado en muchos países del primer mundo”, como Finlandia, Noruega, Irlanda, Holanda, Francia, Alemania y el Reino Unido, que lo rechazaron o lo probaron en alguna elección e inmediatamente lo cambiaron por la boleta única de papel.

Gasto millonario

Varg planteó que Salta, en medio de una severa crisis que llevó al Gobierno a recurrir a un nuevo endeudamiento de $1.500 millones, “no puede permitirse gastar $800 millones en un nuevo comicio con máquinas de votación electrónica que, por si fuera poco, tornan vidrioso y tiñen de sospechas los procesos electorales”.
Con respecto a las PASO, aclaró que ella votó en la Cámara Baja “por su derogación definitiva y no solo por una suspensión transitoria”, como lo impondría el Ejecutivo a través del Senado para las elecciones legislativas de 2021. “Son mecanismos que están hechos para favorecer a los poderes gobernantes”, sostuvo en relación con las primarias, e insistió en la necesidad de recuperar la vida partidaria. “Lo que ha pasado con los partidos políticos es realmente lamentable”, observó.

Doble desacierto 

Elia Fernández, la presidenta del Frente Grande, manifestó que “es imprescindible dejar de lado el sistema de voto electrónico en la provincia por sus fallas sistémicas y comprobadas”. Para la excandidata a gobernadora, “lo óptimo sería adoptar la boleta única papel en Salta” sin demora. 
“Lo que no se debe permitir es la eliminación de las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias, porque son la garantía de participación de las ciudadanas y ciudadanos, del derecho a elegir y ser elegidos. Justamente, hacer economía de gestión en las PASO le quitará aún más transparencia al proceso electoral”, recalcó Fernández.

Fuente: El Tribuno

0 comments on “Las más caras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: